La tienda de las Cerezas del Valle del Jerte Doble M


Olor a picota.

Olor al fruto de árboles nacidos en las alturas del Valle del Jerte, en el norte de Extremadura, donde se cultivan desde el siglo XVII. 

 

Olor al paraje donde cada primavera, alrededor de la Semana Santa, tiene lugar el sakura extremeño, una de las explosiones florales más impresionantes del mundo.

Aroma fresco de los arroyos y de las marmitas del Jerte.